La Federación Griega de Fútbol suspende todas sus actividades por violencia y corrupción


La situación había llegado a límites insospechados, a tal punto que actores externos intentaron influir en los acontecimientos. El mes pasado, fue el Secretario General de Deportes de Grecia, Panagiotis Bitsaxis, quien envió una carta abierta a Sofoklis Pilavios, presidente de la Federación Griega de Fútbol, y criticó allí abiertamente la credibilidad de la la institución para resolver los problemas que sufría. Entre los principales padecimientos del fútbol helénico se cuentan las amenazas a futbolistas, la violencia de los hinchas, las sospechas por partidos arreglados y la dependencia del poder político.

Pocos días después, la Federación decidió actuar. Fue el propio Pilavios quien anunció el viernes pasado que la entidad suspendía todas sus operaciones, en principio durante dos semanas y posiblemente de forma indefinida. La decisión fue aprobada por mayoría con 49 votos a favor, sólo 7 en contra y una abstención. Tras la victoria de la Selección Griega ante Malta por 3 a 1 el pasado sábado, por la clasificación a la Euro 2012, empezó a correr la suspensión.

Pilavios es un abogado de 45 años, especialista en derecho civil y deportivo. Llegó al poder del fútbol griego en 2009. Su participación en mundo futbolístico comenzó en 2000, cuando se convirtió en asesor jurídico de Panathinaikos y luego fue el responsable de las relaciones internacionales del club hasta septiembre de 2004. Allí fue elegido como miembro del consejo directivo de la Federación y comenzó su carrera por la presidencia.

Desde su llegada al cargo, Pilavios intentó afrontar los diferentes problemas que sufre el fútbol griego, hasta tomar la drástica medida del viernes pasado. Allí anunció que durante dos semanas mantendrá conversaciones con los “elementos sanos” del deporte, ya que “el fútbol avanzará o morirá”. Si no se encuentra una solución durante estos días, Pilavios ha anunciado que renunciará a su cargo.

Los problemas principales del fútbol griego se encuentran en el comportamiento mafioso de muchos de sus dirigentes; en el déficit económico de muchos clubes, que dependen casi exclusivamente de la venta de jugadores para cerrar sus balances; en las sospechas que pesan sobre muchos arbitrajes; y en la violencia de los hinchas, que se manifiesta casi todos los fines de semana en los estadios.

Por estos días, se están investigando 41 casos de sospecha de soborno a distintos jueces. La violencia llegó a uno de sus puntos críticos en febrero pasado, cuando cientos de hinchas invadieron el campo de juego tras la victoria del Olympiakos por 2-1 sobre su clásico rival, el Panathinaikos. Los hinchas del Olympiakos lanzaron piñas y patadas a los jugadores visitantes y se enfrentaron con la policía. A lo largo de la presente temporada, distintos equipos han sido obligados a jugar sus partidos sin la presencia de sus hinchas.

"Es una situación muy triste, las imágenes que hemos visto esta temporada han manchado nuestro juego", dijo el titular de la unión de jugadores, Stelios Giannakopoulos, a la agencia Reuters. "Lo peor es que no son incidentes aislados, sino sólo un eslabón en una cadena continua de incidentes” agregó.

El propio Pilavios relató públicamente que había sido amenazado luego del descenso de dos equipos a segunda división. Durante su gestión bajaron de categoría el Iraklís de Tesalónica, a causa de sus deudas, y el histórico OFI de Creta, que era uno de los pocos conjuntos helenos que nunca había descendido de la máxima categoría. El Iraklis se ha convertido desde su descenso en uno de los mayores enemigos de la Pilavios.

"La Federación está dispuesta a proceder inmediatamente con una serie de iniciativas para lograr la cooperación con el Estado y con todos los organismos del deporte", dijo Pilavios cuando asumió su cargo en 2009. "Temas como los problemas financieros de los clubes, el rápido desarrollo de la infraestructura, la explosión de violencia en los estadios, la mejora del arbitraje y la justicia deportiva y la mejora de la imagen internacional del fútbol griego tienen que ser abordados en un espíritu de cooperación" agregó. Parece que los tiempos se han precipitado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada